viernes

Por acciones como ésta prospera el terrorismo musulmán en Europa

La televisión estatal sueca, Sveriges Television (SVT), es objeto de severas críticas por haber censurado el documental “Viendo la luna por la noche”, por su voluntad de ser “políticamente correcta”.

SVT fue la mayor fuente de financiación del documental, que plantea una mirada en profundidad a la relación entre la Jihad y el odio anti-judío, demostrando en qué amplia medida los judíos han resultado afectados por el terrorismo.

Mahrianne Ahrne - ex consultora del Instituto Sueco de Cine, que inicialmente la financiación pública para el documental - dijo a Berlingske que una vez que se aprobó la entrega del dinero, SVT intentó constantemente frustrar la producción de la película con "un obstáculo formal tras otro."

Bo Persson, director de la película, reveló que el director del proyecto por parte del canal SVT, Lars Säfström, exigió la película sea más anti-Israel y anti-estadounidense. " Säfström trataba de influir en el contenido de la película. Para nosotros, esa interferencia fue completamente inaceptable”, dijo Persson.
Por su parte, la televisión sueca desmintió las acusaciones y rechazó que se niegue a mostrar la película por motivos políticos. El director del Departamento de Documentales del canal, Axel Arnö, dijo que el documental en cuestión no encajaba con los estándares periodísticos del canal, por sus intentos de demostrar un solo punto, en lugar de la realidad”.

En el último año, Suecia parece haber cedido ante la presión de los miles de refugiados musulmanes que han entrado en el país. De acuerdo con una encuesta del Pew Research Center publicada esta semana, el 57% de los suecos temen que la presencia de los refugiados musulmanes aumente la probabilidad de terrorismo en su país.

El documental "Viendo de la luna en la noche" se ha estrenado en seis países y es proyectado en numerosos festivales de cine.
Share:

1 comentario:

  1. Francia debería pensar detenidamente, si puede volver a utilizar la guillotina para juzgar a los terroristas. Hay un sistema mucho más fácil y mucho peor para aquellos criminales, que incultos e ignorantes creen que las palabras de un criminal, enajenado mental, son las palabras de Dios. Si los humanos no somos capaces de respetar
    al prójimo, la tercera guerra mundial será la encargada de eliminar a millones de humanos que sobramos en el planeta.

    ResponderEliminar

Se espera que usted use el formulario para comentar, evite incurrir en faltas al respeto.