martes

Derrumbando la falacia «Palestina»


"El pueblo palestino y Palestina".

El pueblo palestino como tal no existe, los llamados palestinos son árabes musulmanes que comparten etnia, religión (islamismo sunní mayoritariamente) e idioma con sus equivalentes libaneses, iraquíes, egipcios, jordanos, sirios, etc. Todos son árabes y las fronteras actuales no responden a realidades nacionales sino que son producto del reparto artificial de poderes y la descolonización de la zona, que estaba bajo control Otomano hasta 1918 y británico y francés desde entonces y hasta la independencia de los estados de la zona.

Es notorio que el término "palestino" empieza a popularizarse a partir de la reocupacion de Israel de su suelo ancestral. La franja de Gaza, Judea y Samaria, que hasta 1967 habían sido administradas por Egipto y Jordania respectivamente, territorios a cuya soberanía había renunciado la OLP (Orgabnización para la Liberación de Palestina) en sus inicios en favor de los estados mencionados anteriormente. Es decir, el pueblo palestino es una realidad artificial construida con el objetivo de reclamar unos supuestos territorios que habían perdido, pero que en ningún caso responde a realidad alguna.
Si bien es cierto que todas las realidades nacionales son "inventadas", normalmente se construyen sobre poblaciones más o menos homogéneas que comparten unos rasgos culturales, religiosos, lingüísticos, etc. (españoles/castellanos, árabes, franceses, alemanes, etc.). No es así en este caso, aquí lo que se ha hecho es un invento propagandístico al querer segregar a los árabes palestinos del resto de los otros países árabes.
Durante el Imperio Romano se produce la revuelta de Bar Kojba del año 135. Y el Emperador Romano Adriano, muy enfadado con la nación judía, decidió aplicarles “damnatio memoriae” para eliminar el nombre de Israel y de Judæa de la faz de la tierra.

Para eso recurrió a quienes habían habitado una vez en el área y eran enemigos de los israelitas, los filisteos. Y haciendo una traducción latina, inventó el nombre “Palæstina” y reemplazó el de “Israel y de Judæa” más precisamente por “Syria-Palæstina”.
De hecho, el nombre "Palestina" fue el nombre que los británicos le dieron al mandato que controlaban. Anteriormente toda la zona era conocida vagamente como Siria, Tierra Santa, etc
[Nota del Editor]:
P.D.: En el alifato árabe no existe la letra P.

Fuente: Mito Palestino
Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Se espera que usted use el formulario para comentar, evite incurrir en faltas al respeto.